Tras la decisión del Ministerio de Educación, Secretaría de educación de Cundinamarca y el gobernador Nicolás García, sobre continuar con la educación virtual en todo el departamento mientras el riesgo de contagios disminuye; la alcaldía de Mosquera fortalece sus estrategias para el regreso a clases de los menores.

En primer lugar, el alcalde Gian Gerometta aclaró que los estudiantes de Mosquera no tendrán clases presenciales los primeros meses del 2021, y que desde el mes de febrero se dará continuidad a las clases virtuales.

“Seremos referentes nacionales por la metodología y herramientas adoptadas que permitirán que nuestros estudiantes continúen con su proceso escolar”, afirmó la administración en sus redes sociales.

Para lograr dicha meta, el municipio se prepara para un retorno seguro a las instituciones educativas, por esta razón invirtieron cerca de 500 millones de pesos en elementos de bioseguridad que garantizarán un regreso a las actividades escolares en el momento en que el riesgo de contagio disminuya.

Redacción: Gabriela Pinzón