El gerente del Hospital Nuestra Señora de las Mercedes, Rossemberg Rincón Rúa, habló con Bacatá Stereo en el programa Buenos Días Occidente, sobre el trabajo que ha asumido frente la E.S.E desde su posicionamiento el pasado 15 de mayo.

Unos de los proyectos mencionados por el gerente para el Hospital, es la estructuración de la zona de urgencias, la cual se espera empiece a brindar servicios en medicina interna, ortopedia y otras especialidades de manera paulatina.

Rincón, habló del proceso de acreditación en el cual se viene trabajando desde el 19 de mayo del presente año. Con este se busca, conseguir que tanto usuarios como prestadores de servicio no dejen de lado el factor humano para que así se brinden de manera adecuada los procesos de atención.

Por otro lado, el gerente Rincón, se pronunció con respecto a los elevados costos de las camas UCI, pues si bien estas tienen un valor que oscila entre los 100 y 150 millones de pesos, su mantenimiento puede llegar a costar alrededor de 40 o 50 millones de pesos mensuales. Por esta razón la mayoría de las grandes clínicas del municipio y del país estaban quebradas, ya que no había el número necesario de pacientes que requiriera las camas UCI, al inicio de la emergencia sanitaria generada por el virus Covid-19, pero seguían generando costos de mantenimiento para el hospital.

Por último, habló sobre la propuesta generada por el Gobernador de Cundinamarca, Nicolás García, de elevar el nivel del Hospital Nuestra Señora de las Mercedes para que se unifique con el Hospital Universitario la Samaritana. Rincón afirmó que la idea no es situar en la misma categoría a los dos centros de salud, sino permitir que el hospital de Funza tenga un mayor nivel de complejidad. “El mayor grado de complejidad es La Samaritana y los que seguimos en escala descendente será Funza. Hablamos de que Samaritana es un cuarto nivel, Funza tendría que ser un tercer nivel. Ese es el propósito del Gobernador”, así lo afirmó Rincón.