Más de 150 familias residentes en la carrera sexta del corregimiento de Puerto Bogotá, municipio de Guaduas, se encuentran en una situación de riesgo por el socavamiento del río Magdalena y posibles filtraciones de aguas residuales.

Antes de que finalizara 2017, el Gobernador de Cundinamarca, Jorge Emilio Rey Ángel, en reunión con el ministro de Vivienda y Hábitat, Camilo Sánchez, y el director de la Unidad Administrativa Especial para la Gestión del Riesgo de Desastres (Uaegrd), Wilson García, solicitó apoyo al Gobierno Nacional para concretar una solución definitiva a la situación de riesgo en la que se encuentran estas familias, que deben ser reubicadas.

La solicitud se basó en la propuesta de construcción de un plan de vivienda de interés social, cuyo proyecto deberá ser liderado y presentado por la administración municipal de Guaduas para su estudio y viabilización.

Publicidad

 

La necesidad de un nuevo asentamiento obedece al riesgo por el socavamiento del río Magdalena y la filtración de aguas servidas que dejarían en falso los terrenos donde se ubican actualmente estas viviendas.

Como parte de las acciones adelantadas para mitigar el peligro de esta situación y con base en las competencias de los entes departamental y municipal, en Consejo Municipal Ampliado de Gestión del Riesgo de Desastres de Guaduas realizado el pasado 3 de noviembre de 2017 se tomó la decisión de entregar ayudas humanitarias y llevar a cabo una jornada de sensibilización para que los 12 hogares más vulnerables evacuaran temporalmente sus viviendas, con apoyo económico para el pago de subsidios de arriendos por cuenta de la alcaldía de Guaduas.

Fuente: Secretaria de prensa y comunicaciones de Cundinamarca